Logo Sónica
Regional mexicano

Vicente Fernández tiene la canción perfecta para llevarle serenata a la ex que no has olvidado

Nuestro 'Chente' tiene esas canciones para demostrar lo que a veces no sabemos cómo decir. Esta es la canción que debes llevarle como serenata a tu ex.

Escrito en Música el
Vicente Fernández tiene la canción perfecta para llevarle serenata a la ex que no has olvidado
Créditos: Sony Music Entertainment

¡Ay, ay, ay! La serenata es una de las máximas expresiones de amor que existen y todo el mundo lo saben. Si bien se puede hacer con cualquier tema de mariachi, existen algunos sagrados que deben sonar sí o sí, en especial, esta canción del gran Vicente Fernández.

'El charro de Huentitán', como era conocido, nos dejó muchos temas de desamor que seguimos cantando en nuestras borracheras: 'Acá entre nos', 'Por tu maldito amor' o 'Mujeres divinas' son algunas de las que podrías cantarle a ese ex que te dejó y que aun no olvidas, pero también nos dejó canciones bonitas de amor para una buena serenata.

¿Conoces la canción 'A quién vas a amar más que a mí'? Este es un tema poco conocido de Vicente Fernádnez, pero una vez que lo escuches, estarás seguro que esta es la canción perfecta para tu persona amada. Llévale serenata a tu ex a ver si con eso se resuelve.

¿Serenata para tu ex? Vicente Fernández tiene la canción perfecta

Sí, sabemos que es una acción desesperada, pero quizá esa persona caiga de nuevo en tus brazos con canciones de Vicente Fernández. El legendario cantante mexicano nos cuenta en 'A quién vas a amar más que a mí' que la otra persona no va conseguir a nadie como él, pues le entregó la vida y mucho más, y que será complicado encontrar a alguien más que haga lo mismo por ella.

No existe la pareja perfecta, pero una relación perfecta se tiene que construir. Vicente Fernández lo sabe y en esta canción también lo expresa. No es un monumento al ego, sin embargo, son las palabras de una persona desesperada porque la otra sepa "lo que se le fue".

Si todavía no has olvidado a tu ex y crees que la mejor solución es recuperarlo (o recuperarla) con una canción, quizá sea esta la que le haga replantearse si aun hay algo entre ustedes dos. Si después de la serenata no se da, quizá lo mejor es que tú pienses si lo que estás haciendo es lo correcto

vicente fernandez cancion serenata ex
Twitter @guayanesdos

Letra de 'A quién vas a amar más que a mí' de Vicente Fernández

¿A quién vas a amar más que a mí?
Dime, para feliz, felicitarlo yo
Yo a nadie amaré más que a ti
No tengo ni por quién ni por qué un día negarlo, no

No vas a hallar
Al ser maravilloso, al ser perfecto
Que rebase este amor, y que en efecto
Te entregue todo y más de lo que di
Tendría que ser
Alguien que como yo no sea un desastre
Ya ves, a la basura me mandaste
Y aún puedo pensar
Que a nadie vas a amar como me amaste

¿A quién vas a amar más que a mí?
Dime, para mandarle mi psicólogo
Después de vivir junto a ti
En dos, tres cosas, él tendrá que ser mi homólogo

Pero no, no vas a hallar
Al ser maravilloso al ser perfecto
Que rebase este amor, y que en efecto
Te entregue todo y más de lo que di
Tendría que ser
Alguien que como yo no sea un desastre
Ya ves, a la tiznada me mandaste
Y aún puedo pensar que a nadie vas a amar
Que a nadie vas a amar como me amaste

¿Quién fue el primer amor de Vicente Fernández?

Dicen que el primer amor nunca se olvida, y a Vicente Fernández tampoco se le olvidó. Antes de Doña Cuquita, quién sería el amor de toda su vida, existió alguien más que le robó el corazón al 'Chente' y ella era Teresa.

Cuando Fernández era joven, trabajó de albañil en Tijuana, mucho antes de dedicarse a la cantada. Teresa no es parte del mundo artístico, pero ella mantenía una relación de amistad con Vicente Fernández hasta sus últimos días. Incluso ella fue la inspiración para la canción “Las llaves de mi alma”, otro tema icónico del mexicano.

Si te gusta la música regional mexicana y este tipo de contenidos, ¿por qué no nos sigues en facebook? Ahí y en todas nuestras redes sociales estamos subiéndolo todos los días. Te esperamos por allá.